Jubilada, con 31 años de divorciada, ¿Puede solicitar la Pensión Congrua?. Pensión Alimenticia al Ex Cónyuge


Ampliar la respuesta

Dicho importe es con IVA incluído (son dólares americanos)

$50.00

CONSULTAS M&GT 295/009/03/2019

Nombre: María

Profesión: Jubilada, Divorciada

Consulta: Buenas noches hace 31 años soy divorciada de una persona solvente, ahora tengo 66 años y una jubilación de escasos recursos otorgada x incapacidad total.soy paciente oncológica en tratamiento ademas de varias enfermedades crónicas ,deseo saber si puedo solicitar pension congrua ademas debo iniciar acción para poder ver a mis nietas ya q a causa de mi pobreza mi hijo me abandono atentos saludos María

Fecha: Montevideo, 30 de marzo, 2019

…///

Hola María

Debo aclararte a ti y a todos; que no soy abogado, ni pretendo hacerme pasar por uno. Lo que siempre recomiendo, cuando no es mi temática, que se asesoren con un Profesional del Derecho.

Que no sea Abogado, no me impide dar una opinión; me esfuerzo por no escribir cosas que no sean ciertas; cuando hay dudas, digo lo que es correcto, y doy mi parecer.

Por lo tanto, todo lo que sigue; ya sabes que tiene una base de cierto pero lo mejor es que concurras con un Abogado/a.

La respuesta:

Según el libro «Alimentos», del Doctor y Escribano Walter Howard; dice en la página 415; que para el caso del Matrimonio, a diferencia de lo que se previó para las uniones concubinarias, el legislador omitió referir al plazo; con lo cuál, nada impide que se solicite la Contribución Alimentaria y se fije la misma tiempo después de decretado el divorcio; y cita dos ejemplos, uno que se dió 25 años después y otro 32 años después, que yo te copio la sentencia más abajo.

Texto de la Sentencia

DFA-0010-000939/2013 SEF-0010-000139/2013

Tribunal de Apelaciones de Familia de 1er. Turno

Ministra redactora: María del Carmen Díaz Sierra.

Ministros firmantes: Carlos Baccelli, Lilián Bendahan, María del Carmen Díaz Sierra.

Ministros discordes: NO

Montevideo, 2 de octubre de 2013

VISTOS: Para sentencia definitiva de segunda instancia estos autos caratulados: “ALBARRACIN CERRUTI, BLANCA C/PEREIRA, MIGUEL – PENSIÓN ALIMENTICIA” Nº de Expediente 0002-037700/2009, venidos a conocimiento de este Tribunal en mérito al recurso de apelación interpuesto por la parte actora contra la sentencia Nº 4 fs. 586/599 dictada el día 19 de febrero 2013 por la Sr. Juez Letrado de Familia de 6º Turno, Dr. Fernando Moreno.

RESULTANDO:

1.- Que dicha sentencia rechazó la demanda promovida por Blanca Albarracín contra Miguel Pereira, asimismo se rechazó la acción contra Rosario Albarracín.

2.- Que contra la misma a fs. 601 y vta., la actora interpuso recurso de apelación expresando en síntesis: Que la sentencia dictada le causa agravios a la compareciente por ser sumamente gravosa la situación económica en la misma se encuentra. Que conforme el art. 183 del CC el marido queda siempre queda en la obligación de servir alimentos a la mujer no culpable de la separación, incluso luego de tantos años de divorcio.

Entiende que si se ha probado la insuficiencia de ingresos de la compareciente, la cual se encuentra en extrema pobreza, experimentando carencia de recursos para atender sus necesidades básicas: alquila una pieza por $2.000, los gastos de alimentación los cubre con los ticket de la Caja Policial, restándole para vivir la suma de $1.780, en cambio el demandado también tiene problemas de salud tiene un nivel superior con un muy buen ingreso percibido a través de la Caja Bancaria.

Es por ello que solicita, se revoque la apelada fijándose la pensión alimenticia oportunamente solicitada.

3.- Sustanciado el recurso de apelación el demandado evacuó a fs. 606-607 el traslado conferido manifestando en resumen: que los agravios de la contraparte no logran conmover la sentencia impugnada, al no haber probado la demandada en forma fehacientemente uno de los presupuestos del art. 122 del CC, que se refiere a la necesidad de quien los pide, contradiciéndose en el curso del proceso la actora en el curso del proceso lo que dijo en su demanda.

Afirma que los testigos propuestos por la contraria no conocían su realidad, solo en el periodo del 2009 a 2010, no manteniendo a la fecha de la declaración relación con la misma. En cuanto al alquiler que dice abonar, en la declaración jurada que realizó ante el BPS, manifestó un alquiler menor y con alimentos, asimismo y respecto de los tickets alimentación que la contraria dice que no durarán indefinidamente, entiende que no es esta la oportunidad para hacer la alegación, habiendo precluído la oportunidad procesal.

Por lo que concluye que no habiendo la actora no cumplido con la carga probatoria que le imponen los arts. 137 y 139 del Código General del Proceso, debe rechazarse la recurrencia confirmando la impugnada.

4.- Franqueada la alzada y recibidos los autos, se dispuso el pase a estudio sucesivo de los Sres. Ministros, finalizado el mismo el Tribunal acordó dictar decisión anticipada (art. 200.1 CGP).

CONSIDERANDO:

I.– El Tribunal, con el voto unánime de sus integrantes habrá de revocar la sentencia de Primera Instancia, por lo que se dirá.

II.- En autos compareció la parte actora promoviendo pensión alimenticia contra su ex conyuge – del orden del 20% de los ingresos del demandado, fundando su derecho en lo dispuesto por el arts. 183 inc. 1º del Código Civil.

Por la impugnada se rechazó la demanda incoada en autos, lo que produjo agravio en la parte actora que se resumen en el resultando segundo.

III.- La actora demandó alimentos fundando su derecho el art. 183 del Código Civil (en la redacción dada por la edición de 1914), el cual como se ha expresado por este Tribunal en múltiples fallos, es necesario interpretar dicho norma en forma evolutiva, es decir, teniendo presente los cambios socio económicos que ha experimentado la mujer desde la sanción del Código Civil en 1889 hasta nuestros días.

Ello, debido a la ratio legis de la mencionadas disposición, el cual fue proteger a una mujer en general indefensa, que pasaba de la tutela paterna a la tutela de su esposo, cuya función principal era la del cuidado de su hogar y de sus hijos, que no estaba acostumbrada a tomar decisiones, ya que en su infancia y primera juventud las tomaba su padre y luego de casada (periodo en que se la consideraba relativamente incapaz al igual que los menores púberes) las tomaba su esposo. Por lo que resultaba lógico que frente a la separación o al divorcio se dispusieran una serie de normas tales como depositarla en una casa honesta o proporcionarle los alimentos a efectos de protegerla para que pudiera sobrevivir en una sociedad, para cual no había sido preparada para enfrentarla.

Es en función de tales parámetros que la naturaleza jurídica de los alimentos congruos que preveía el art. 183 del CC (en redacción hoy derogada, pero aplicable al caso de autos) era reparatoria, en tanto pretendía reparar el daño que implicaba para esta mujer el divorcio, cuando ella no era culpable del divorcio, por cuanto se partía de la base que el cambio producía una perdida de estatus, ya que aunque tuviese bienes anteriores o los recibiere de la liquidación de la sociedad conyugal, no estaba preparada para administrarlos, menos era una mujer que pudiera generar ingresos propios por su trabajo, ya que era una mujer que no trabajaba.

Si bien, la ley 10.783 de 18-IX-46 –denominada de Derechos Civiles de la Mujer- reconoció igual capacidad de ejercicio a hombres y mujeres, en los hechos no implicó una conquista de independencia económica de la mujer, por lo que aquella naturaleza reparatoria de la norma, seguía siendo oportuna.

Mas, la situación descripta no es la que hoy se da en la generalidad de los casos, pues lo común es que la mujer pueda arribar a las metas que se propone de acuerdo a su condición, ya que se prepara y accede al mercado laboral compitiendo con el hombre casi en una paridad de condiciones.

IV.– En consecuencia, para determinar si ha nacido o no el derecho a alimentos legislado en el inciso 1º del art. 185 en la redaccion dada por la ley 4.845 de abril de 1914, debe analizarse si la mujer divorciada o separada accedió al matrimonio con o sin las limitaciones o impedimentos que gravitaron contra sus antecesoras, su educación, habilidades y ocupaciones propias, es decir cuales son las posibilidades para el desempeño en actividades lucrativas; y si el matrimonio por otra parte, le supuso el menoscabo de tales posibilidades; asimismo deber  tenerse en cuenta: la duración del matrimonio, necesidades de quien lo solicita, ingresos del obligado, edad de la beneficiaria y situación o status a que hubiera sido elevada la esposa con el matrimonio (Jurisprudencia actual del Derecho de Alimentos. Rev. de D. de Familia, Nº 7 págs. 88 a 92).

Examinada la prueba allegada a la causa resulta que las partes contrajeron matrimonio con fecha 27 de mayo de 1960, habiendo sido disuelto el mismo el 8 de junio de 1977, (testimonio de partida de fs. 2), es decir que a la fecha del divorcio tenia 37 años., permaneció viviendo en el hogar conyugal –de naturaleza ganancial de las partes- con su hija de 13 años (fs. 526) en la cual vivió hasta que su hija con 18 años se casó, es entonces que decidió su venta, percibiendo la mitad del precio de la compraventa, más un dinero que le pidió al demandado para adquirir un apartamento (hecho no controvertidos) (fs.528 y alegaciones del demandado), por su parte tenia una profesion – peluquera- y cuando se divorció “segui trabajandoo en la peluqueria EPIC …” como así en otras peluquerias que la actora da su nombre en su declaració (fs. 524), realizó otros trabajos y cedió gratuitamente sus derechos sucesorios en el bien propiedad de sus padres fallecidos.

De lo que viene de expresarse resulta claro, que la actora no encuadra en lo pensado por el legislador de 1914, y no se dan los presupuesto para reparar una caida de estatus por el divorcio, por cuanto era una mujer joven, con profesion que le permitia obtener ingresos y bienes, por lo cual no a su respecto no han nacido los derechos previstos por el inc. 1º del art. 183 del CC (redaccion dada por ley 4845 de 1914).

Ahora bien, del contexto de su demanda, alegatos y recursos surge que se pide alimentos argumentando una situacion de indigencia, acreditando ingresos por una pensión por invalidez servida por el BPS de $1.858 (efectuadas las deducciones legales fs. 540/541) y $ 3.307 por una pension servida por el Servicio de Retiros y Pensiones Policiales (efectuadas los descuentos legales) obteniendo a travez de dicha institución servicio médico (sanidad policial) y asesoria jurídica (tutela policial), asimismo de esta institución recibe tikets alimentación, no surgiendo probado a cuanto ascienden el valor de los mismos.

Si bien se tiene presente que la actora mal administró sus bienes y no actuó en forma responsable previendo su vejez (omitió hacer oportunamente los aportes para hoy percibir una jubilacion) los ingresos percibidos resultan insuficientes para cubrir las necesidades basicas, (no fue probado si realmente paga por el rubro vivienda) y resulta altamente improbable que pueda reinsertarse en la actividad laboral atento a su edad, es que para complementar los ingresos de la misma que se fijará una pensión conforme lo dispuesto en el inc. 2º del art. 183 (redaccion dada por ley 4845 de 1914) del orden del 4% de los ingresos que percibe como jubilado de la Caja de Jubilaciones y Pensiones Bancarias, pensión que regirá a partir de que quede ejecutoriada la presente sentencia, teniendo presente para ello que la acción de alimentos se promueve luego 32 años de producir el divorcio, que el demandado es una persona mayor con un problema real sanitario, con gastos en tal sentido, y que en forma lógica ha construido una nueva vida (casado) lo que conlleva cargas.

IV.– No existiendo mérito para ello, no se impondrán sanciones procesales en la presente instancia.

Por los fundamentos expuestos y atento lo dispuesto por los arts. 248 a 261 del CGP el Tribunal

FALLA:

REVOCASE LA SENTENCIA APELADA, Y EN SU MERITO CONDENANDO AL DEMANDADO A SERVIR UNA PENSION ALIMENTICIA NECESARIA A LA ACTORA DEL 4% DE SUS INGRESOS LIQUIDOS (NOMINAL MENOS DESCUENTOS LEGALES) QUE PERCIBE EN SU CALIDAD DE JUBILADO DE LA CAJA DE JUBILACIONES Y PENSIONES BANCARIAS, A PARTIR DE QUE QUEDE EJECUTORIADA LA PRESENTE SENTENCIA.

SIN ESPECIAL CONDENACION PROCESAL EN LA INSTANCIA.

OPORTUNAMENTE, DEVUELVASE A LA SEDE DE PROCEDENCIA.

DRA. MARIA DEL CARMEN DIAZ – MINISTRA

DRA. MARIA LILIAN BENDAHAN – MINISTRA

Dr. CARLOS BACCELLI – MINISTRO

Saludos,

Cr. Darío Abilleira – Montevideo, 31 de marzo del 2019

…///

Las “Consultas de Guías Tributarias” tiene la siguiente estructura 000/000/00/0000: “Consultas M&GT 000”, en el buscador del Blog pueden investigar anteriores. Tiene 4 sectores, el primero se refiere al número de consulta correlativo, el segundo al número de consulta acumulado del año, el mes en que se contesta y el año, ejemplo:123/12/03/2013; es la consulta número 123 desde el inicio, la número 12 del año 2013, que la respondo en marzo del 2013; y si la quieren buscar es así: “Consultas GT 123”. Pueden usar el material si hacen referencia a la fuente: Cr. Darío Abilleira; y siempre que no sea para lucrar con él.

Los videos pueden tener algo que ver con la temática o no, son simplemente para adornar el texto y el blog.

1 comentario en “Jubilada, con 31 años de divorciada, ¿Puede solicitar la Pensión Congrua?. Pensión Alimenticia al Ex Cónyuge

  1. Rafael Forli

    No soy abogado y de leyes conozco lo elemental y necesario, Leyendo su respuesta que presenta una sentencia de un tribunal de apelaciones y que al parecer se ajusta a derecho, opino que parece un despropósito mantener vigente en la actualidad una legislación de ´principios del siglo pasado.
    30 años han pasado desde la disolución de aquella relación contractual, cada uno a recorrido un camino más o menos largo en la vida, teniendo sus oportunidades (porque en tanto tiempo las tiene que haber habido), no parece lógico que alguno de aquellos cónyuges hoy tenga que atender las necesidades del otro porque éste no supo o no pudo salvaguardar su futuro.
    Si las personas conocieran de antemano este tipo de resoluciones y legislación, pienso que muchos lo pensarian 2 veces antes de casarse.

    Me gusta

    Responder

Bienvenidos! Me encanta que participen; los Comentarios no son directos ya que debo filtrar los que son agresivos o dan datos de terceros o realizan denuncias. Deben ser Comentarios del artículo (por favor, así queda integrado, que otros puedan leer todo del mismo tema), si es por otro asunto, pueden realizar una consulta por Formulario que está en el Menú (arriba). Un gusto. Cr. Darío Abilleira

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.